Hidrata tus manos para que estén suaves

La piel de las manos es una de las grandes damnificadas del invierno, debido tanto a las bajas temperaturas propias de esta época del año en el exterior como a las altas y secas producidas por las calefacciones.

Por eso es muy importante cuidarlas con mimo durante estos meses si queremos evitar que se resequen en exceso y que incluso, en algunos casos, se cuarteen o aparezcan sabañones.

Para ello lo más aconsejable, además de lavarlas con agua tibia, secarlas correctamente y usar guantes protectores cuando se vayan a emplear productos de limpieza, de los más suaves, como el lavavajillas, hasta los más agresivos, como la lejía, es aplicar varias veces al día una buena crema hidratante especifica para manos tanto en casa como fuera.

De esta manera estarán mucho más suaves y protegidas de las agresiones climáticas.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: