Sonsoles Ónega nuevamente enamorada

Sonsoles Ónega nuevamente enamorada

Sonsoles Ónega nuevamente enamorada

Un mes después de conocerse su noviazgo, la presentadora habla por primera vez del arquitecto César Vidal, con quien esté viviendo una relación “sin prisas y sin pausas”.

La vida puede volverte a sorprender. Y lo que es mejor: cuando menos te lo esperas. Y si no que sé, lo pregunten a Son soles Ónega (43), quien un año y medio después de su divorcio del abogado Carlos Pardo, con quien tiene dos hijos, ha vuelto a enamorarse.

La presentadora de ‘Ya es mediodía’ ha comenzado una relación con el arquitecto gallego César Vidal (55), una noticia que se conocía justo hace un mes y que ahora ha sido la propia periodista la que ha querido confirmarla.

Lo ha hecho muy a su estilo, hablando con total naturalidad y cercania de la persona que hoy por hoy ocupa su corazón.

"No buscaba el amor, pero las cosas surgen, y estoy en un momento de aprovechar cada minuto e intentar ser feliz con lo que tengo", ha asegurado la también escritora @sonsolesonega Clic para tuitear

Y, aunque estos meses han sido para ella “vertiginosos” debido a la pandemia que sigue día a día desde el plato de su programa, al nuevo libro que ha publicado y al duelo que ha acompañado el fin de su matrimonio, la hija de Fernando Ónega (73) no puede ocultar su felicidad por la manera en la que están viviendo los primeros pasos de esta relación.

“Con esta nueva pareja nos estamos dando todo el tiempo del mundo, sin prisas y sin pausas, disfrutando de cada minuto”, ha confesado ilusionada.

AMIGOS EN COMÚN

Como sucede en muchos casos, su nueva pareja llegó a la vida de la comunicadora a través de amigos comunes. Fueron ellos los testigos de los primeros encuentros entre la autora de ‘Mil besos prohibidos‘ (Planeta) y César, un reputado arquitecto nacido en Vigo y afincado en Madrid.

La nueva ilusión de Omega está especializada en la construcción de centros comerciales y ha desarrollado parte de su carrera en Portugal, en Brasil y en nuestro país.

Además, le encanta la música y hace sus pinitos con la guitarra eléctrica. Su enorme discreción, aseguran, también ha sido clave para que la presentadora haya decidido darle una nueva oportunidad a su corazón.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: