Mayte Zaldivar muy angustiada: «Necesito un milagro»

La exmujer de Julián Muñoz atraviesa el peor momento de su vida después de que a su hija pequeña, Elia, le hayan diagnosticado un cáncer del que ya se esté tratando.

Mayte Zaldivar (65) es de nuevo noticia, muy a su pesar. Y no por el estreno de la docuserie que ha grabado su ex, Julián Muñoz (74), ‘No es la hora de la venganza, es la hora de la verdad’, sino por un motivo más triste que afecta de lleno a la vida personal de ambos, ya que su hija pequeña, Elia (40), esta enferma. Así lo ha confirmado la joven después de que su madre le diera permiso a Kiko Matamoros (65) para contarlo en ‘Sálvame’.

«Perdona que sea bastante escueta, pero hoy me encuentro regular. Es cierto lo dicho. Muchas gracias y disculpa no poder decir más», confirmaba la joven después de que el colaborador desvelara que le habían encontrado un tumor y que había comenzado el tratamiento de quimioterapia. Sin querer dar detalles del tipo de cáncer que padece, Kiko aseguraba que las primeras noticias eran «positivas».

Noticias en GATITAROSA >>>  Patricia Pardo y Joaquín Prat, premiados

«Es una zona complicada. Tiene unos efectos bastante dolorosos y fastidiosos a corto y medio plazo», detallaba Matamoros y confirmaba Carmen Borrego (55), quien también tiene una buena relación con Maite. «Ella está muy tocada y Julián también lo está pasando mal», decía la hija pequeña de Maria Teresa Campos (80).

TODOS JUNTOS EN NAVIDAD

«Lo más importante para mí ahora es hacer frente a lo que tengo ahora que me arrea el corazón. Os pido que recéis por mí, que me enviéis vuestras mejores energías para que me salga bien. Necesito un milagro del cielo en mi vida y todo lo demás no me importa nada», explicaba Mayte al ser preguntada por la docuserie del exalcalde.

Una respuesta que ahora cobra todo el sentido, ya que sus pensamientos y fuerzas están puestos en que su hija logre superar esta enfermedad. Un varapalo que parece haber unido más a los miembros de la familia, que decidieron cenar todos juntos en Navidad dejando a un lado lo que sucedió en el pasado y demostrando que son una piña cuando alguno de ellos lo necesita.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: