Los esbirros de «La fábrica de la tele» arremeten contra Rocío Flores

Ser la única que sale al paso de todas las polémicas familiares la ha colocado en una posición muy complicada y muchos compañeros la acusan de mostrar una cara en los platos y otra distinta fuera.

«Es muy chunga», dice Jorge Javier.

Tiene 25 años y hace solo dos que dio el salto al ruedo mediático, del que ahora se ha convertido en la protagonista indiscutible. Una mezcla de juventud e inexperiencia que, sin duda, se ha sumado al delicado momento personal y profesional por el que está atravesando Rocío Flores.

La hija de Antonio David (46) es la más buscada por la prensa y el ‘tsunami’ que ha supuesto la confirmación del romance entre su padre y Marta Riesco (32) la ha salpicado de lleno.

Mientras que los protagonistas de esta historia han desaparecido tras dar las explicaciones justas, ella es la única que está dando la cara día tras día y parece que la angustia que le está acarreando esta dolorosa situación ha acabado pasándole factura.

En los últimos días, Rocío se ha dejado ver más nerviosa que de costumbre y, en lugar de mostrarse reservada y contenida como suele ser habitual en ella, ha sacado su carácter con unas declaraciones poco acertadas que le han generado un aluvión de críticas.

Así, por ejemplo, tras escuchar que Jorge Javier Vázquez (51) se refería a su padre como «él penas», no dudó en plantar cara al presentador afirmando: «Pena me da él a mí». Y añadió con rotundidad: <Tengo la suerte de trabajar en un programa donde priman el respeto y la educación, un programa serio, no como el suyo. Declaraciones que, como era de esperar, tuvieron respuesta por parte del catalán, que se mostró implacable:

«A ver, guapa, que yo no te di ninguna pena porque te estés poniendo muy chunga para lo joven que eres y la poca trayectoria de vida que llevas». Además, el presentador de ‘Sálvame’ no dudó en arremeter también contra Antonio David, el punto débil de Rocío:

«Lo que me daría pena es tener a un padre tan miserable como el tuyo, que te tiene a ti intentando justificar la vida que él hace y haciéndote pasar por un bochorno tremendo».

FALSA Y MENTIROSA

Sin embargo, este no es el único frente abierto para la joven, que, quizá sobrepasada por todo lo que está viviendo estos días, rompía su propia norma de no hablar de Rocío Carrasco (44) y afirmaba: «Me toca mucho las narices que me digan: ‘Tu madre sufre cuando te ha visto llorar…’. Pues he llorado mucho más por ella durante casi un año en Telecinco, ¿sabes?

Noticias en GATITAROSA >>>  Jesulín y María José Campanario, felices padres de Hugo

Porque ya llega un punto en el que yo como hija estoy un poco hasta el gorro. Que se lo hubiera pensado antes y que llame a su hijo, que es lo que tiene que hacer». Palabras que la colaboradora pronunciaba con dureza y con los nervios a flor de piel de camino a su trabajo como colaboradora en ‘El programa de Ana Rosa’, donde suele mostrarse mucho más cauta y calmada.

De ahí que numerosos compañeros de cadena se mostraran impactados ante esta demostración de carácter. “Esta Rocío Flores me sorprende mucho, en los platos es distinta», decía una boquiabierta Sonsoles Onega (44), mientras que la colaboradora Alexia Rivas (28) iba más allá asegurando: «Esa es la verdadera Rocío Flores. Cuando está en cámara, maquillada, peinada y arropada, esté muy bien. Pero creo que en la vida real enseña como eres cuando pierdes la educación».

Algo en lo que también coincide Kiko Hernández (45), quien asegura que la joven tiene dos caras: «Lo que hace esta niña en televisión es todo falso, todo mentira. La vemos con las lágrimas en plato, pero es salir de Medíaset, le ponen una cámara delante y se pone con una cara de chunga…

Noticias en GATITAROSA >>>  La nueva dirección de Tele 5 ya no cuenta con Jorge Javier Vázquez

Una percepción que parece compartir Aurelio Manzano al preguntarse: «<¿cuál es la verdadera Rocío, la que llora y dice ‘mama, aquí están tus hijos’ o esta que la destroza literalmente?».

Igual de crítica ha sido también Carmen Borrego (55), a quien no se le ablanda el corazón cuando ve a la hija de su amiga derrumbada: «No me creo sus lágrimas, no me da ninguna pena». Y es que tanto la hermana de Terelu (56) como otros colaboradores, como Isabel Rabago (47) o Alba Carrillo (35), piensan que la hija de Antonio David es la única culpable de su nula relación con su madre.

«Tendría que haber dado más la cara por ella», asegura esta última. Sin duda, una auténtica lluvia de críticas a las que de momento Rocío ha preferido no contestar. “Que cada uno piense lo que quiera», ha manifestado tranquila. » .

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: