Anabel Pantoja en el punto de mira

Anabel Pantoja en el punto de mira

Anabel Pantoja en el punto de mira

La sevillana lleva meses en el punto de mira debido a su polémica actitud en ciertos temas y los que comparten plató con ella la han calificado de “vaga”, “quejica”, “interesada”, “mentirosa” y “cantamañanas”.

Sola y sin ningún apoyo en el trabajo. Así es como se encuentra ANABEL PANTOJA (34) desde hace varios meses.

Si antes era una de -las colaboradoras más queridas y apreciadas por el resto de los compañeros, ahora se ha convertido en la diana de todos sus dardos y no ha parado de recibir ataques. Las risas y las bromas de tiempo atrás, cuando animaba a todos con sus divertidas tablas de gimnasia durante el confinamiento, han dado paso a la crispación, pero sobre todo a las duras críticas de sus compañeros.

Una situación que ha hecho que la sevillana haya amenazado en más de una ocasión con abandonar el programa para siempre.

ANABEL PANTOJA se lo curra poco”

E1 enfrentamiento público que se desencadenó entre KIKO RIVERA (36) e ISABEL PANTOJA (64) a mediados del mes de octubre la salpico de lleno.

Ella es una de las personas que mejor conocen a los dos protagonistas de esta guerra y todos los colaboradores de ‘Salvame’ querían saber su opinión al respecto.

Con la pierna escayolada y desde su casa de Canarias, debido al accidente que sufrió practicando surf, la sobrina de la tonadillera no cumplió con las expectativas y tomo la decisión de mantenerse al margen de un conflicto que mantenía en vilo a España. Prefirió no dar su opinión al respecto y evito posicionarse, una actitud que abrió el primer frente con el resto de sus compañeros. La mayoría de ellos se apresuraron a reprender esa falta de implicación con su trabajo y no dudaron en lanzar dardos contra la ‘sobrinisima’.

“Se curra poco el programa, no quiere hablar de su familia, pero sabe que está aquí por ella, sentenció mila ximénez mila ximénez MILA XIMÉNEZ (68).

Sin embargo, la más beligerante en este asunto fue Maria Patino (49), que no tuvo reparos en echarle una buena reprimenda:

“Es una irresponsable y muy poco profesional. No es consciente en absoluto de lo que tiene. Le ha venido todo muy fácil a lo largo de su vida”.

A partir de ese momento se desató una ola de críticas por parte de las personas que comparten plató con ella desde hace años, resaltando el poco esfuerzo que, según ellos, demuestra en ciertas ocasiones y calificandola de “poco trabajadora”.

“Se quejó, con unas ínfulas y unos aires, de que llevaba toda la tarde en su casa con el pie apoyado en el sofá. A quién le van a dar 600 euros por estar con una pata en el sofá toda la tarde. Es una vaga de siete suelas”, apuntó Kiko Matamoros visiblemente enfadado (64) con la actitud laboral de su compañera.

“ME HA DECEPClONADO”

Pero lejos de que los ánimos se calmaran, el enfrentamiento entre Anabel y belén esteban belén esteban BELÉN ESTEBAN (47), tras el lanzamiento de la línea de joyas de esta, ha crispado aún más los nervios entre los colaboradores del programa.

Aunque poco después lo desmintió, en un primer momento la de Paracuellos aseguro que su compañera habría tratado de poner trabas a su negocio, ya que, al tener también varias colecciones del mismo producto, pensó que le iba a quitar clientela.

“Vive en un mundo irreal. Veo en ella muchos ramalazos de su tía”, admitio Belén.

Esta primera versión hizo estallar a muchos, pero sobre todo a maria patiño maria patiño MARIA PATIÑO, gran amiga de la ex de Jesulí, que volvió a cargar duramente contra la sobrina de Agustín Pantoja (56):

“Qué decepción -tan enorme me he llevado, una vez más, con la ‘sobrinísima’. Es clavada a su tía, absolutamente interesada y mentirosa”. A estas críticas se unió Jorge Javier Vásquez, cuyas palabras hicieron mella en Anabel, que rompió a llorar tras escucharlas:

“Es caprichosa, contradictoria y con un puntito de soberbia. Además, se le añade ser poco disciplinada y propensa a escatimar esfuerzos en sus obligaciones laborales. Es una cantamañanas con mucha gracia”.

Todos estos ataques han afectado y mucho a Anabel, que lleva unos días muy complicados.

Según cuentan las personas que más la conocen, “lo esté pasando mal” y “no deja de llorar”, aunque en público trata de hacerse la fuerte.

Parece que las críticas han tocado de lleno su autoestima y cada vez se siente más insegura en su puesto de trabajo, al que acude poco para evitar verse implicada en temas familiares por miedo quizá a posibles daios colaterales.

Sin embargo, después de varios días complicados y tras saberse la verdad de todo lo que ocurrió con el tema de las joyas, sus compañeros rebajaron el tono y decidieron pedirle perdón por todos los descalificativos que le han dirigido.

“Es de justicia pedirte mis más sinceras disculpas. Me he equivocado”, le dijo Maria Patiñio.

Parece que las aguas vuelven a su cauce, pero ¿habrá un nuevo episodio en esta guerra?

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: