Menu

Escándalo Televisivo: Los Secretos Más Oscuros de ‘Sálvame’ al Descubierto

«¡Ojo al dato! La nos soltó la cháchara después de largar su nuevo libro llamado «La Vida Hora». En ese tocho, se puso a relatar sus andanzas más interesantes (y chungas) en la tele, en concreto cuando le tocó hacer la reportera en el pestilente ‘Sálvame’. Y agárrate que viene curvas, porque parece que el formato de Tele5 en esos tiempos era más peligroso que tomar leche cruda. Sí, sabemos que mucha gente ha pasado por ese infierno y ha tenido pesadillas en lugar de sueños. Claro, puede que las audiencias fueran más suculentas que lo que está haciendo La Rosa Quintana en las tardes, pero no todo vale para ganar televidentes, especialmente si eso significa destrozar vidas humanas. Porque vamos a ser honestos, la pobre Adriana la pasó peor que una monja en una discoteca.

Resulta que esta mujer entró a ‘Sálvame’ porque la reclutó un jefe de la «fábrica de la tele», uno que se hace llamar Óscar Cornejo. Adriana cuenta que se tiró a la piscina desde el principio, a pesar de tener más miedo que un gato en una perrera. Y su primer día en el programa fue un circo gracias a una pregunta del amigo Jorge Javier Vázquez, el tiburón de las entrevistas. Recordad lo que le dijo: ‘Oye, ¿tú a quién votas?’ Típico de Jorge Ja, ¿no? La pobre Adriana tuvo que armarse de valor y meterse en un papel porque, básicamente, se necesitaba una coraza para lidiar con ese programa. Al final del día, ¿es normal que alguien tenga que hacer tanto teatro solo para trabajar en un sitio? El entrevistador también se lo plantea, y con razón.

  Taylor Swift confirma su relación con Travis Kelce en un romántico paseo por Nueva York
el libro de adriana abenia 768x1024 - Escándalo Televisivo: Los Secretos Más Oscuros de 'Sálvame' al Descubierto

Ah, pero eso no es todo, en su libro suelta la sopa sobre sus peripecias en ‘Sálvame’, como cuando acabó en el hospital después de un incidente tremendo en un pueblo donde fue a hacer un reportaje. ¿Y sabéis lo que opina sobre si la cuidaron o no? Pues dice que no, que ‘Sálvame’ no le echó una mano, pero también se tira el moco diciendo que ella se lo buscó por no poner límites. ¡Ah, y encima agradece que Jorge Javier dijera en una entrevista que no la cuidaron después de ese drama!

Pero lo mejor viene después, resulta que ‘Sálvame’ la mandó al paro y le hizo el vacío en los eventos a los que solía asistir. Sin embargo, Adriana, como buena samaritana, decidió echarse la culpa y les mintió diciendo que se iba por decisión propia. ¿Por qué? Porque, en sus palabras, estaba «protegiendo a la fábrica de la tele». Vamos, que prefirió ser la chiva expiatoria y llevarse la patada ella misma. ¿Lo peor de todo? Que la volvieron a llamar para que regresara a través del mismo programa, pero en su versión nocturna. Realmente, en Tele5 saben cómo hacer un melodrama.

  Rosalía y Rauw Alejandro: La Revolución de su Reencuentro

Pero eso no es todo, también cuenta que le ofrecieron presentar programas como «Supervivientes» y «No le digas a mamá que trabajó en la tele», pero de repente su nombre dejó de sonar. Ella no entendía por qué, hasta que fue al despacho de un tal Basile y le explicaron las cosas. O sea, que le escondieron la razón de por qué la dejaron tirada. En resumen, Adriana no tuvo un paseo por el parque en Tele5, más bien parecía un paseo por el infierno.

Adriana Abenia se sincera en su libro 1024x814 - Escándalo Televisivo: Los Secretos Más Oscuros de 'Sálvame' al Descubierto

Y la historia de su despedida del programa es para enmarcar. La llamaron para que estuviera presente en el último programa de ‘Sálvame’, junto a otros excolaboradores. Claro, mucha gente se negó, como Rosa Benito y Raquel Boyo, y por supuesto, Adriana tampoco quiso. ¿La razón? En sus palabras, «ser honesta con una misma es lo más importante». Pues sí, es importante aprender a decir que no, en especial cuando quieres decirlo. Una sabia reflexión, sin duda.

Al final del día, parece que Tele5 era como el mismísimo Infierno en la Tierra. No es la primera ni la última que levanta la voz contra ese chiringuito. En fin, aquí tenéis otra historia para el archivo de horrores televisivos.»


Publicado

en

por

Etiquetas:

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *