Menu

Brad Pitt vende su mansión encantada por 20 veces su precio original, ¡Descubre por qué!

¡Agárrense los machos que aquí viene una historia de miedo! Brad Pitt ha vendido su casa «encantada», la famosa «Villa Feliz», por 20 veces lo que él pagó hace 30 años. Y es que, según cuentan las malas lenguas, la casa estaba habitada por fantasmas, con ruidos por la noche, voces y olores extraños que dejaban a cualquiera temblando de miedo.

La casa, que perteneció a Cassandra Peterson, icono del cine de terror de los 70 y 80, fue comprada por Brad por menos de dos millones de dólares. Pero parece que la maldición de la casa le ha pasado factura, ya que el actor no ha querido dar a conocer quién ha sido el comprador ni los motivos de la venta. ¡A saber qué ha pasado ahí dentro!

La historia de la mansión se remonta a principios del siglo XX, en 1910, cuando un magnate del petróleo compró 8.000 metros cuadrados de tierra. Allí construyó una vivienda lujosa para dar fiestas y reunirse con todas las estrellas del cine de la época. Pero después del crack del 29, todo se fue al garete y el millonario decidió quitarse la vida. Y así empezó la maldición de la casa.

  Hugh Jackman se somete a dos nuevas biopsias

La mansión cambió de propietarios varias veces hasta que, en los años 60, Mark Hamill, el famoso Luke Skywalker de Star Wars, se hizo con ella. Pero no todo fue color de rosa para el actor, ya que su compañero sentimental decidió cortarse el cuello en la habitación que compartían. ¡Menuda pesadilla! Y por si fuera poco, una pequeña actriz de Broadway llamada Ziegfield Follies fue hallada ahogada en la piscina de la casa. ¡Aquí hay algo más que ruidos y olores extraños!

Pero la casa encontró su última víctima en Brad Pitt y su familia, quienes vivieron rodeados de fantasmas hasta su sonado divorcio. Según se cuenta, la casa estaba tan encantada que incluso la anterior propietaria tuvo que recurrir a un sacerdote para que exorcizara todas las estancias de la mansión. Pero ni por esas, la casa seguía dando miedo.

«Le conté todas las cosas extrañas e incomprensibles que nos habían ocurrido en la casa desde que nos mudamos a ella, mi marido y yo. Situaciones que parecían escenas sacadas de una pesadilla, de películas de terror. Le conté incluso que habíamos hecho venir a un sacerdote para que practicara un exorcismo a la casa. Pero él estaba encantado», ha explicado la actriz de terror Cassandra Peterson a la revista People.

Y aunque no se sabe por qué Brad ha vendido la casa, según la revista Entertainment Online, el actor estaba buscando un hogar más pequeño para vivir junto a sus hijos. Seguro que después de vivir en una casa tan terrorífica, cualquier lugar parece un paraíso. Pero, ¿quién ha sido el valiente que se ha atrevido a comprar la casa encantada de Brad Pitt? Eso es algo que todavía no se sabe, ¡pero esperamos que esté preparado para lo que pueda pasar ahí dentro! ¡Qué miedo!


Publicado

en

por

Comentarios

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *