Todo sobre la separación de Tamara Gorro y Ezequiel Garay

La colaboradora y el futbolista estén pasando un bache en su matrimonio y han decidido darse un tiempo. Sin embargo, aseguran que se quieren y esperan volver en el futuro. «Solo deseo que esto tenga un final feliz», dice ella.

Aunque parezca increíble, a veces el amor no basta para que una relación siga adelante o para hacer funcionar un matrimonio aparentemente feliz. Una dolorosa lección que, por desgracia, acaban de aprender Tamara Gorro (35) y Ezequiel Garay (35), quienes, tras doce años juntos, han decidido seguir caminos separados. Una noticia que ha pillado a todo el mundo por sorpresa, ya que parecían una de las parejas más estables y enamoradas del panorama nacional, y que la propia colaboradora ha compartido a través de un video para su familia virtuaI», que es como llama a sus seguidores.

«Ezequiel y yo nos vamos a tomar un tiempo como pareja, como matrimonio», decía visiblemente afectada, pero haciendo una importante matización «Nos vamos a separar, que no a divorciar.

Y es que si algo ha querido dejar claro es que tanto ella como el futbolista piensan luchar con uñas y dientes para volver a estar juntos: «Somos una pareja normal que está pasando por esto aunque parezca increíble, a veces el amor no basta para que una relación siga adelante o para hacer funcionar un matrimonio aparentemente feliz.

«ESPERAMOS TERMINAR LA VIDA JUNTOS, COM0 SIEMPRE HEMOS QUERID0», ASEGURA EMOCIONADA LA ESCRITORA

Dos años después se dieron el ‘sí, quiero’ y desde entonces su vida parecía sacada de una película. Ambos se dedicaban constantes declaraciones de amor y organizaban románticas veladas que eran la envidia de todos.

Incluso las dificultades que tuvieron para formar una familia les unieron más, y en 2015 vieron cumplido su sueño de ser padres con el nacimiento de su hija, Shaila (6). La pequeña vino al mundo por gestación subrogada y, tres años después, Tamara dio a luz a Antonio (3), el benjamín de la familia.

Padres ejemplares, la ‘influencer’ asegura que en su decisión de separarse han tenido muy presente el «bienestar» de sus hijos, pero no puede evitar derrumbarse al pensar como les afectara todo esto a ellos. «Tenemos una familia preciosa, que nos ha costado mucho tener, y me duele mucho que se pueda separar o romper de por vida. Ojalá que no…», explicó sin poder contener las lágrimas.

Desde luego, ellos están poniendo todo de su parte para que eso no suceda y, aunque ya llevan un tiempo separados, han seguido haciendo su vida normal para que los niños no noten nada. De hecho, han pasado las Navidades juntos y hasta disfrutaron de la cabalgata de los Reyes los cuatro en familia. «Hay amor, compartimos todos los momentos, tenemos una relación muy muy buena.

Ezequiel siempre me va a tener a su lado, volvamos a estar juntos o no. Le quiero y sé que él me quiere asegura. Y así lo ha confirmado el futbolista mandándole este mensaje a la madre de sus hijos: “No es un adiós, es un hasta luego. Te amo y, pase lo que pase, siempre serás el amor de mi vida. Gracias por estos doce años maravillosos». Palabras que, sin duda, habrán reconfortado a Tamara, que está viviendo una época muy complicada, ya que desde hace algunos meses arrastra problemas anímicos.

«Yo no caí enferma por esto, pero es la gotita que me ha ido colmando», ha reconocido, confesando que se encuentra «muy flojita». Aun así, ella misma se define como una mujer «superpositiva» y, conforme al amor que todavía se profesan Ezequiel y ella, no pierde la esperanza de que algún día vuelvan a estar juntos:

«Yo solo deseo una cosa, que esto tenga un final muy feliz. Ojalá se cumpla»

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *