Pepe Navarro le declara la guerra definitiva a Ivonne Reyes

Todo parecía indicar que la guerra judicial entre Pepe Navarro (67) e Ivonne Reyes (52) había llegado a su fin después de que un Juzgado archivara la querella que la Venezolana, en representación de su hijo, Alejandro, interpuso contra la hija de Pepe -Andrea-, la exmujer -Eva Zaldivar (49)- y el detective que obtuvo una prueba de ADN del joven por un delito de descubrimiento y revelación de secretos. Una decisión judicial que Ivonne recurrirá, como era de esperar, apelando a la Audiencia Provincial, tras haber sido archivada en dos ocasiones.

EL ULTIMO MOVIMIENTO de PEPE NAVARRO

De esta manera, Pepe Navarro y su familia han vuelto a ganar una batalla mas, ala que se suma el as en la manga que el presentador guardaba desde hace tiempo.

No en Vano la paciencia es una de las grandes claves no solo en el amor, sino también en la guerra. De ahÍ que, tras primera entrevista que Ivonne ofreció en Febrero de este año, en la que dejaba en muy mal lugar a Navarro, este haya decidido demandarla por un presunto delito contra el honor y la intimidad y solici tarle 60.000 euros de indemnización.

Y no solo eso, Pepe ha confirmado que vendrán muchas mas demandas».

DURAS ACUSACIONES

Lo cierto es que las declaraciones de la venezolana -en las que, entre otras cosas, le acusaba de haberla animado a abortar en dos ocasiones- sorprendieron por su dureza. Y es que incluso hacía responsable al presentador de haberse querido quitar la vida tomándose un tubo de pastillas. También insinuaba que Pepe estaba detrés, corno una “mano negra”, de que ella no hubiera podido volver a trabajar en televisión.

“Dijo que no iba a descansar hasta que me fuera del país», aseguró.

MISMO ‘MODUS OPERANDI

Pero, aparte de estas incendiarias acusaciones, hay un motivo mas de peso que articula la demanda de Navarro y que podría enturbiar la imagen de la venezolana para siempre. Y es que, al parecer, tanto él como Yvonne saben que Alejandro (19) no es hijo suyo porque en uno de sus encuentros un detective -contratado por Reyes- se llevo un vaso y una servilleta de Pepe para cotejar su ADN con el del joven, y la prueba dio como resultado que no era el padre biológico. Por eso, Navarro argumenta en la demanda que la modelo actúa con “temeridad y mala fe” en su “empeño de mantener una mentira como una verdad”. Y como prueba adjunta el informe del laboratorio genético donde Ivonne realizó las pruebas con resultado negativo. En este punto llama la atención que la forma de obtener la prueba de ADN es similar a primera que luego Andrea, primera hija mayor del presentador, utilizó para descubrir si Alejandro era su hermano o no. De hecho, fue también un detective el que cogió un tenedor después de que e1 joven lo utilizara y la familia del presentador analizó la muestra, que también dio un resultado negativo.

Pese a que ambas pruebas de ADN demuestran que Alejandro no es hijo biológico del presentador, ninguna ha sido admitida a trámite, por el momento, en los procesos judiciales que se han llevado a cabo después de que, en 2012, un juez determinara que Pepe era el padre al negarse a someterse a las pruebas de paternidad, algo de lo que el periodista se arrepintió posteriormente.
Así las cosas, y a la espera de una nueva maniobra judicial, Navarro seguirá siendo el padre de Alejandro de forma legal, pero confía en que la verdad se sepa algun dia.

“Al final se hará justicia. Ese niño tiene que saber quién es su padre y supongo que ya se lo habré dicho… si lo sabe”», ha comentado Pepe refiriéndose a Ivonne y de- mostrando que su guerra esté lejos de acabar.

 

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: