Michael J. Fox: El eterno adolescente del cine

Michael J. Fox: El eterno adolescente del cine

Conquisto a Hollywood y al mundo entero con una picardía que traspasaba la pantalla. Aunque ahora el párkinson le mantiene alejado de su trabajo, no pierde la ilusión. «No temo a la muerte», afirma.

Michael J. Fox (60) es de ese tipo de actores que con su forma de actuar, tanto dentro como fuera de la pantalla, consiguen ganarse el cariño del público, hasta el punto de que acaban considerándole uno más de la familia.

Su cara y su expresión, entre dulce y pilla, hacen que conquiste a todo el mundo, algo que lleva consiguiendo desde que era un niño. De hecho, en una ocasión contó que cuando decidió dejar el instituto para centrarse en la interpretación un profesor le dijo: «Fox, no vas a ser adorable toda la vida».

Una afirmación a la que él contestó: «Tal vez lo sea el suficiente tiempo, señor». Años después, recordando esta anécdota ya convertido en estrella, añadió con humor: «Resulta que ambos estábamos en lo cierto».

‘REGRESO Al FUTURO’

Sin embargo, tener una cara adorable no es suficiente para triunfar en Hollywood y Michael paso muy mal en sus inicios. Tuvo que vender la mitad de su sofá a un vecino, así como algunos de sus libros para poder comer, pero su fichaje por la serie ‘Enredos de familia’ (1982) lo cambio todo.

Aunque se trataba de una comedía coral, el actor no tardé en convertirse en el personaje principal y durante los siete años que estuvo en antena fue un éxito de audiencia. Pero, además, durante ese tiempo Fox protagonizó la película que marco un antes y un después en su carrera: ‘Regreso al futuro’ (1985).

Noticias en GATITAROSA >>>  Ha muerto Olivia Newton-John

Curiosamente, al principio rechazó el papel porque no podía compaginarlo con el rodaje de la serie, pero la insistencia del director hizo que lo acabara aceptando. Eso le supuso tener que trabajar de día y de noche durante varios meses, pero el esfuerzo mereció la pena. La cinta arrasó en taquilla, al igual que Las dos siguientes entregas.

Gracias a su aspecto aniñado, en la filmografía de Michael J. Fox hay otras muchas comedías de corte adolescente, como ‘Teen Wolf’ (1985) o ‘Doc Hollywood’ (1991), ,pero también ha demostrado que sabe cambiar de registro en filmes como ‘Corazones de hierro’ (1989).

Sin embargo, en 1991 sufrió un fuerte mazazo al ser diagnosticado de párkinson, aunque no lo hizo público hasta siete años después. Desde entonces vive volcado en su fundación, con la que ha donado cerca de 600.000 euros para investigación.

Aunque al principio le resulto duro asumirlo, hace ya mucho que eligió ser feliz: «Si crees que no tienes nada por lo que estar agradecido, deberías seguir buscando. Porque el optimismo no es algo que uno recibe sin más». Y después de llevar más de tres décadas conviviendo con su enfermedad confiesa:

Noticias en GATITAROSA >>>  Olivia Newton-John en el recuerdo

«No temo a la muerte».

Michael l. Fox es uno de los intérpretes más queridos y respetados y su palmarés es impresionante. Ha ganado cinco premios Emmy, cuatro Globos de Oro, otros dos del Sindicato de Actores y desde 2002 tiene su estrella en el Paseo de la Fama de Hollywood. Pero no solo adora su profesión, sino también la música. Toca la guitarra y su actuación con Coldplay en 2016 fue memorable.

MUY PERSONAL

Tuvo que añadir la letra ‘J’ a su nombre por obligación, puesto que ya existía un actor llamado Michael Fox. Fue compañero de colegio del cantante Bryan Adams. Es vegetariano.

En 1988 Michael se casó con Tracy Pollan (61), a la que conoció en ‘Enredos de familia‘. Su matrimonio es uno de los más sólidos y ejemplares de Hollywood y tienen cuatro hijos: Sam Michael (32), las gemelas Schuyler Frances y Aquinnah Kathleen (26), y Esme Annabelle (24).

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: