Los mejores geles para un baño relajante

Pocas cosas hay más efectivas y agradecidas que un buen baño o ducha antes de dormir para liberar la tensión acumulada durante el día y, al mismo tiempo, armonizar cuerpo y mente.

Para ello dedícate media hora por la noche al menos una vez a la semana, prepara el cuarto de baño con una vela aromática y un poco de música suave y escoge algún gel o espuma de baño relajante que haga volar tus sentidos durante unos minutos.

Los más aconsejables para esta misión son aquellos elaborados con ingredientes naturales como la lavanda, el eucalipto o la flor del naranjo.

No solo harán que te olvides del estrés, sino que, además, dejarán una fragancia de lo más agradable en tu piel y por toda la casa. Esa noche dormirás como un bebé.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: