Guía para usar bien el colorete

Supone el toque definitivo para naturalizar un maquillaje, ya que aporta frescura y ese rubor irresistible que nos hace estar más guapas, pero es importante utilizarlo bien.

¿Como aplicar bien el colorete?

El colorete o ‘blush’ puede mejorar cualquier maquillaje en solo dos segundos. El mismo tiempo que puede tardar en arruinarlo. Y es que aplicarlo bien es fundamental para que cumpla su misión de dar ese toque natural y fresco que no únicamente rejuvenece el rostro, sino que también lo embellece.

El rubor irresistible con el que nos vemos y sentimos más guapas, pero que si no se usa correctamente puede tener el efecto contrario, sobrecargando demasiado el resultado final. En primer lugar, los expertos aconsejan elegir un tono adecuado a la piel Por ejemplo, para los cutis morenos, la mejor elección son los coloretes dorados, anaranjados y terracotas. Mientras que para las pieles blancas y cetrinas los idóneos son los rosados; y para las doradas, los anaranjados.

Noticias en GATITAROSA >>>  12 claves para maquillarse bien a los 50

Por último, las mujeres con cutis pálidos y un poco amarillentos deberían apostar siempre por los tonos melocotón. En cuanto al formato, el de polvos es el más usado, aunque cada vez ganan más adeptas los de crema. Otro de los aspectos esenciales es elegir e invertir en una buena brocha específica para colorete.

ASÍ SE APLICA

Por norma general, si se desea conseguir un efecto animado, lo más aconsejable es aplicar una leve capa de colorete con la brocha en el centro del pómulo; mientras que, si se quiere un resultado más sofisticado, es mejor hacerlo en la zona alta del hueso.

En los rostros ovalados se recomienda dar un toque en toda la mejilla con movimientos que vayan del centro del rostro hacia los lados. Las caras cuadradas, sin embargo, se dulcifican con un poco de ‘blush’ en la parte alta del pómulo.

Por otro lado, las mujeres con rostro alargado deben aplicarlo en horizontal desde las aletas de la nariz hacia las orejas. Por último, las de cara redondita tienen que ponerlo por debajo del hueso del pómulo, difuminado desde la mitad de la mejilla hacia las sienes de modo ascendente.

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: