El ritmo de vida actual también pasa factura a nuestro aspecto. Y es que nuestra piel refleja el estrés y el cansancio rápidamente. Descubre como evitarlo.

Aunque pensemos que el estrés solo hace mella en nuestro interior, lo cierto es que también influye mucho en el aspecto exterior. Y es que la piel del rostro refleja rápidamente el cansancio físico y mental, mostrando un aspecto mucho menos luminoso y más envejecido, así como marcas y ojeras.

Para evitarlo, resulta indispensable realizar algunos cambios en el estilo de vida y proporcionar al cutis unos cuidados adecuados.

BUENOS HÁBITOS

Lo ideal sería llevar una existencia mucho más tranquila y calmada. Por desgracia, esto no siempre es posible debido a las obligaciones laborales y familiares, por lo que los expertos recomiendan apostar por determinadas prácticas y disciplinas que nos ayuden a combatir el estrés diario.

Por ejemplo, la meditación, el ‘mindfulness’, el yoga o las técnicas de relajación. Asimismo, es muy aconsejable el ejercicio físico en todas sus variables, ya que libera las ‘hormonas del bienestar’ y mejora la circulación sanguínea, clave para tener un aspecto saludable y, por ende, más bello.

  Presume de cintura de avispa

Además, es muy importante disminuir el uso de pantallas, ya que la luz azul que emiten también contribuye a estresar y envejecer nuestra piel. Lo más recomendable es no utilizarlas a partir de las diez de la noche. Por supuesto, dormir bien al menos durante ocho horas es fundamental. Y es que, aunque suene a cliché, un sueño reparador es el mejor método de belleza que existe.

MEJORES CUIDADOS

Aparte de limpiar la piel religiosamente mariana y noche con un buen jabón y con tónico, los expertos en estética aconsejan exfoliar el cutis una vez a la semana para eliminar las células muertas y devolver la luz al rostro.

Por otro lado, entre los cosméticos antiestrés que hay en el mercado destacan las cremas y sérums antioxidantes, así como los que son ricos en principios como el ácido hialurónico, la piracinamida y el retinol

También pueden ayudar unas gotas de aceites esenciales de lavanda, árbol de té a la crema de noche, que siempre son un buen complemento antiestrés, así como algunos tratamientos profesionales realizados en centros de belleza, como la aromaterapia o los masajes faciales.

Deja un comentario